Saca el máximo partido a tu dinero 💸

Sé de los primeros en tener Levo y
recibe ¡grandes beneficios!

5 pasos sencillos para empezar a mejorar tus finanzas personales

Salvador
Compartir:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Si quieres empezar a construir esa bendita salud financiera empieza con estos
5 sencillos pasos

En los ultimos 2 post, definimos lo que en verdad quiere decir tener salud financiera. Si te lo perdiste lo puedes leer aqui, pero para resumirlo, la salud financiera es:

  • Ser capaz de manejar tus finanzas del día a día y a largo plazo
  • Tener resiliencia financiera, es decir, poder afrontar gastos inesperados sin romper el banco
  • Tener seguridad financiera en el futuro, es decir, poder aprovechar las oportunidades que se nos presenten y mejorar nuestro estilo de vida
  • Tener confianza en que estamos tomando las decisiones correctas financieramente hablando

 

Si quieres empezar a construir esa bendita salud financiera empieza con estos 5 sencillos pasos.

1.- Define tu presupuesto mensual y síguelo.

Empieza con presupuesto simple, no tiene que ser perfecto o detallado al máximo, si no sabes por dónde empezar, usa nuestra calculadora aquí.

El objetivo es que te des una idea de cuánto ingresas y cuánto gastas, para que empieces a darle trabajo a cada peso $ que ganas (como lo vimos en el articulo anterior) y sepas cuánto puedes ahorrar o pagar de tus deudas. Lo perfecto es enemigo de lo bueno, así que haz un presupuesto aunque no sea perfecto.

2.- Pagar tus tarjetas de crédito y no gastes más de lo que puedes pagar

Las tarjetas de crédito son una gran herramienta para darnos liquidez mensual, pero son pésimas herramientas de crédito si no las pagas. Son carísimas y una vez que entras en la espiral de pagos mínimos, es dificilísimo salir. Todos hemos escuchado historias de horror.

3.- Paga tus deudas lo antes posible

Si tienes deudas y estás pagando una tasa de interés, trata de pagarlas lo antes posible, haz un plan para hacer pagas más frecuentes y más grandes de ser posible. Recuerda que mientras más te tardes en pagar, más vas a terminar pagando. Por ejemplo, si tienes una hipoteca de 1 millón de pesos al 10% anual a 30 años, acabarás pagando aproximadamente 4 millones de pesos al final, 1 millón de préstamo y 3 millones de intereses.

4.- Ahorra antes de gastar. Al principio, no al final.

Separa tu ahorro en cuanto te cae la quincena, no después de pagar todo. Es muy fácil decir que ahorraremos lo que nos sobre, pero lo cierto es que casi nunca nos sobra.

Tener un presupuesto nos ayuda a saber cuánto podemos ahorrar y al separarlo en cuanto te pagan, te aseguras que en efecto estás creciendo tu ahorro y construyendo tu salud financiera.

5.- Sé constante. Este es el secreto para todo lo demás

La verdadera varita mágica es la constancia. No tenemos que ser perfectos en nuestras finanzas personales, tenemos que ser constantes.

La constancia es la que nos ayuda a formar los hábitos poquito a poco y alcanzar la salud financiera. Si un mes seguiste tu presupuesto, no pasa nada, trata de seguirlo y compensar el siguiente. Si un mes no pudimos ahorrar, no importa, tratemos de ahorrar el mes siguiente y si se puede, compensarlo. Las pequeñas ganancias diarias se acumulan y cuando menos lo esperes, te darás cuenta que has avanzado mucho. Un día a la vez.

Con estos 5 pasos, puedes empezar a construir tu salud financiera.

En los próximos capítulos estaremos entrando en detalle de como utilizar la calculadora Levo y nuestro método para llevar tu presupuesto.

Salvador de Levo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Recibe nuestros artículos enviados por nosotros a tu correo semanalmente